Dolor súbito en la rodilla

Compártenos

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

 

El dolor súbito en la rodilla es una de las causas más comunes de consulta.

En este artículo te explicaremos un poco las posibles causas, diagnóstico y su tratamiento

¿Cuáles son las causas de dolor súbito en la rodilla?

Algunas de las causas son las siguientes:

  • Artritis inflamatoria
  • Artritis séptica
  • Ruptura de ligamentaria (cruzado anterior, posterior, colaterales, etc)
  • Lesiones / ruptura de menisco
  • Fracturas
  • Síndrome patelofemoral
  • Luxaciones
  • Tendinitis
  • Bursitis
  • Enfermedad de Osgood-Schlatter

Además, vale la pena mencionar que cerca del 30% de las causas del dolor en rodilla no llegan a ser identificadas.

¿Qué síntomas tienen o acompañan a un dolor súbito de rodilla?

En general, los síntomas asociados a pueden ser:

  • Inflamación
  • Rigidez
  • Sensación de chasquido
  • Dolor al levantarse de una silla
  • Dolor al bajar o subir escaleras
  • Sensación de bloqueo
  • Sensación de inestabilidad

Mientras que la localización específica del dolor puede ayudar a identificar la causa y a dirigir el tratamiento.

¿Qué factores de riesgo hay para padecer un dolor espontáneo de rodilla?

  • Aumento brusco en la intensidad de la actividad física.
  • Mala alineación de rodillas o debilidad del core.
  • Debilidad en una o ambas caderas.
  • Rigidez de los isquiotibiales o banda iliotibial.
  • Desbalance de fuerza y flexibilidad.
  • Uso inadecuado de calzado deportivo.
  • Sobrepeso u obesidad.
  • Lesiones previas sin tratamiento en la rodilla.

¿Cómo puede diagnosticarse el dolor súbito de rodilla?

En primer lugar es necesario acudir con un Ortopedista especialista en rodilla. Dependiendo de la valoración de la rodilla puede ser necesario apoyarse de estudios de imagen como radiografías, ultrasonido, tomografía o resonancia magnética. Para poder saber qué estudio es el ideal, es necesario ser valorado por un Ortopedista especialista en rodilla quien le orientará y no hará un gasto innecesario. Después de esto, los estudios deben de coincidir con los hallazgos clínicos encontrados en la exploración física, para poder llegar a un diagnóstico. El estudio de imagen no da el diagnóstico definitivo. Muchos estudios de imagen mencionan hallazgos que si no fueron adecuadamente valorados son malinterpretados como la causa del dolor y se realizan cirugías innecesarias.

¿Cuál es el tratamiento para un dolor súbito de rodilla?

El tratamiento específico para un dolor súbito de rodilla, dependerá de la patología sospechada y diagnosticada. Como primera medida se puede realizar reposo, colocar hielo, vendaje compresivo y mantener la pierna elevada (RICE: Rest, Ice, Compression, Elevation). No todos los tratamientos para un dolor súbito de rodilla son con cirugía. Como resultado, se requiere una valoración por un Ortopedista especialista en rodilla. La mayoría de los dolores súbitos de rodilla pueden ser manejados conservadoramente, y en caso de no haber mejoría, o que la patología lo amerite, se puede programar una cirugía.

CONCLUSIÓN

En conclusión, el dolor súbito de rodilla requiere ser valorado por un Ortopedista especialista en rodilla. En primer lugar hay que mencionar que no todo el dolor súbito de rodilla es significado de requerir una cirugía. Probablemente sea necesario solicitar estudios de imagen complementarios para llegar a un diagnóstico. Además, se requiere agotar todas las posibilidades no quirúrgicas para tratar la patología. Finalmente en caso de no haber mejoría puede llegar a requerirse una cirugía, siempre y cuando haya consentimiento del paciente para esto.

Contenido relacionado