Hernia Discal

Compártenos

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

La hernia discal puede llegar a ser una patología incapacitante de manera aguda o crónica. La columna vertebral está compuesta de 33 vértebras, las cuales se encuentran separadas por discos intervertebrales. Éstos están compuestos por fibrocartílago y están hecho de una sustancia similar a un gel, el cual se encuentra contenido por una membrana externa (anillo fibroso).

¿Cuál es la función de los discos intervertebrales?

Estos discos dan a la espalda flexibilidad y movimiento.

¿Qué es una hernia de disco?

Un disco herniado o hernia de disco significa que la membrana del disco (anillo fibroso) se ha dañado. Por lo tanto, al dañarse esta estructura hará que su contenido salga del lugar y comprima uno o varios nervios de la columna. Estos nervios son los que permiten movilidad y sensibilidad de regiones específicas del cuerpo.

¿Qué síntomas da una hernia discal?

El primer síntoma es dolor. El dolor ocurre en la espalda baja, cuello o en ambos. Otros síntomas comunes pueden ser una sensación de hormigueo en los brazos, manos, pierna o pies, así como debilidad. Además pueden referir sensación de un calambre o descarga eléctrica que corre desde el cuello hasta el brazo o mano, o desde la espalda a la pierna.

¿La ciática es igual al dolor por una hernia discal?

La ciática, es un término popular que se le da a la irritación del nervio ciático. Éste nervio es el más largo de todo el cuerpo, ya que va desde la espalda baja hasta el pie. Este nervio puede irritarse o encontrarse comprimido por varias causas, pero una de ellas puede ser una hernia de disco.

¿Cuáles son los síntomas que me provocarían una compresión del nervio ciático?

Dolor o sensación de descarga eléctrica en la espalda baja, nalgas, región posterior del muslo, pantorrillas y pies.

¿Por qué un disco se hernia?

No está claro por qué un disco se rompe (anillo fibroso), sin embargo la edad juega un rol importante. Mientras uno envejece, los discos de la columna empiezan a perder su hidratación. Esto los hace menos flexibles y también los predispone a su ruptura. La falta de flexibilidad y fuerza en los músculos de la espalda en pacientes jóvenes, así como la obesidad degeneran los discos más rápido.

¿Qué ocasiona que un disco se hernie?

  • Levantar peso de manera inapropiada.
  • Flexionarse de manera inapropiada.
  • Sobrepeso u obesidad.
  • Sentarse por periodos prolongados.
  • Levantamiento de pesas así como otros deportes de carga (crossfit, TRX, etc)
  • Caídas o accidentes automovilísticos

Estas causas debilitarán el anillo fibroso (membrana del disco) y llevarán a que se hernie.

¿Cómo se diagnostica una hernia discal?

En primer lugar, es necesario acudir con un Ortopedista quien te examinará detalladamente. Los datos clínicos y antecedentes pueden orientar a un diagnóstico de sospecha. Sin embargo, una resonancia magnética es el estudio de elección para confirmar este diagnóstico. Las radiografías de columna son útiles en un inicio para valorar el espacio entre las vértebras y patologías asociadas, pero no valoran una hernia discal. Finalmente, en algunas ocasiones se puede llegar a solicitar una electromiografía y estudios de conducción nerviosa.

¿Cuál es el tratamiento para una hernia de disco?

La mayoría de las hernias discales en las que el dolor se presenta de manera gradual, mejoran con ejercicio, reposo y medicamentos. Esta recuperación no es rápida. Puede tomar entre 1 y 3 meses para completar la fase de recuperación, pero es fundamental mantenerse activo durante este tiempo. La primera semana, puede ser difícil debido al dolor, por lo que el reposo en los primeros días es algo razonable. Tan pronto el dolor ceda, es necesario iniciar la movilización.

¿Por qué la movilización temprana es importante, si mi disco esta herniado?

Mantener la espalda móvil, acelerará la recuperación. Esto no quiere decir que puede levantar peso o algo similar, sino ejercicios gentiles de rehabilitación. Inclusive natación puede ser de gran ayuda al no poner tanto estrés en las articulaciones de la espalda. El movimiento ayuda a fortalecer la musculatura que quizás se ha debilitado.

¿Qué movimientos debo evitar en mi rehabilitación que pueden aumentar el dolor?

  • Levantar objetos pesados
  • Permanecer sentado por periodos de tiempo prolongados
  • Intentar agacharse a levantar algún objeto en el piso.

¿Es normal que me siga doliendo cuando inicio la rehabilitación?

Sí, inclusive puede aumentar el dolor, pero debe de ceder en unos días.

¿Entonces si hago rehabilitación ya no es necesario operarme?

La rehabilitación y fortalecimiento muscular ayudan mucho en mejorar la sintomatología. Sin embargo, hay casos en los que inclusive con rehabilitación, la compresión del nervio es importante, por lo que la única solución será la cirugía.

¿Cuándo está indicada la cirugía?

En etapa aguda, cuando el dolor no cede con los medicamentos ni el reposo. También, cuando la compresión del nervio es importante, los medicamentos y la rehabilitación serán insuficientes. En etapa crónica, luego de 6 semanas de rehabilitación, si no hay mejoría, entonces se puede pensar en el tratamiento quirúrgico.

Conclusión

En conclusión, una hernia de disco puede causar incapacidad funcional por el dolor que ocasiona. Es necesario acudir con un Ortopedista para valoración. El diagnóstico de certeza se obtiene con una resonancia magnética. Una hernia de disco puede ser manejada con rehabilitación y analgésicos. Finalmente, el tratamiento quirúrgico está indicado en casos incapacitantes o cuando no respondió al manejo previo.

Contenido relacionado